Ministro Carroza condena a exagentes de la CNI por Homicidios en Estación Central

El ministro en visita para causas por violaciones a los derechos humanos de la Corte de Apelaciones de Santiago, Mario Carroza Espinosa, condenó a cuatro exmiembros de la Central Nacional de Informaciones (CNI) por su responsabilidad en el delito de homicidio calificado de José Daniel Murga Medina. Ilícito perpetrado el 18 de abril de 1986, en la comuna de Estación Central.

En el fallo (causa rol 1335-2011), el ministro en visita condenó a Iván Quiroz Ruiz y Álvaro Corbalán Castilla a penas de 5 años y un día de presidio, en calidad de autores del delito. En tanto, como cómplices fueron condenados Roberto Farías Santelices a 3 años y un día de presidio, el beneficio de la libertad vigilada, y Juan Carlos Vergara Gutiérrez a 541 días de presidio, con el beneficio de la remisión condicional de la pena.

En la etapa de investigación de la causa, el ministro Carroza logró establecer los siguientes hechos:

1.- Que la Central Nacional de Informaciones, CNI, fue un organismo de inteligencia represivo, que es creado el día 13 de agosto de 1977, mediante el Decreto Ley N° 1878, norma que estableció su estructura, atribuciones y facultades similares a las de su antecesora, DINA, imponiéndole una dependencia del Ministerio del Interior, condescendiente con su función de reunir y procesar toda la información nacional proveniente de diversos campos de acción que el “… Supremo Gobierno requiere para la formulación de planes y programas, y adopción de medidas necesarias para el resguardo de la seguridad nacional, el desenvolvimiento de las actividades nacionales y la mantención de la institucionalidad”.

2.- Que esta organización, tuvo naturaleza militar y contaba tanto con personal de las fuerzas armadas como personal civil para la realización de sus funciones, estando dotada de medios propios, recintos de detención, etc., todo ello a cargo de un Director General, quien ejercía el mando nacional y al cual se encontraban supeditados todos sus miembros.
Que en la Región Metropolitana, la CNI estaba asentada en el Cuartel Borgoño, y entre otros objetivos, a la fecha de ocurrencia de los hechos, investigaba y reprimía al Movimiento de Izquierda Revolucionaria, MIR.

3.- Que las Brigadas se organizaban cupularmente en torno a un Oficial al mando, quien establecía las directrices, objetivos y prioridades del trabajo. En este nivel medio de estructura, como en toda organización jerarquizada, se mantuvo el contacto y los canales de información con sus superiores en el caso reseñado, a quienes se daba cuenta del trabajo. Las operaciones de las Brigadas eran desarrolladas por agrupaciones o equipos de trabajo, compuestas por miembros del Ejército, Carabineros y de la Policía de Investigaciones de Chile, quienes seguían las órdenes impartidas por los jefes de las Brigadas.

4.- Que uno de los equipos de este Organismo, el día 18 de abril de 1986, dirigido por el Subjefe del Cuartel Borgoño, y secundado por sus subalternos, agentes de la CNI, previa vigilancia en el sector de las comunas de Santiago y Estación Central, resuelven interceptar en la calle General Jarpa con Tucapel de la comuna de Estación Central a José Daniel Murga Medina, de 28 años de edad, miembro del MIR, cuando éste bajaba de un bus de locomoción colectiva para ir hacia su domicilio, para lo cual extraen sus armas de servicio y proceden a dispararle alrededor de 22 balas, en distintas partes del cuerpo, impactándole una de ellas en la cabeza, sin salida de proyectil, lo cual le provoca la muerte en forma inmediata.

En el aspecto civil, se condenó al fisco a pagar una indemnización total de $150.000.000 (ciento cincuenta millones de pesos) a la cónyuge e hijos de la víctima.
Ver fallo (PDF)