dom. Ago 25th, 2019

Diario el Minuto

La formación como persona es básica para el funcionario que lucha contra la corrupción

POR GARY AYALA : En el Perú, el tema de la corrupción está en la agenda de los poderes del Estado, los medios de comunicación y en el lenguaje ciudadano. Existe un gran flujo de mensajes con diferentes enfoques que se confrontan tenazmente cuando representan a políticos....

En el Perú, el tema de la corrupción está en la agenda de los poderes del Estado, los medios de comunicación y en el lenguaje ciudadano. Existe un gran flujo de mensajes con diferentes enfoques que se confrontan tenazmente cuando representan a políticos. En este entorno, una voz eminentemente profesional explica la necesidad de mejorar los mecanismos de control interno para mejorar la lucha contra este mal. El Dr. Adrián Alejandro Flores Konja, investigador y prestigioso consultor, brinda una cátedra para América Latina.

Diálogos con Gary Ayala Ochoa (*)

¿Qué ha fallado en el sistema de control del Estado ante la actual corrupción generalizada?

Tenemos a los órganos del sistema nacional de control que no abarcan a la totalidad de entidades públicas tal como lo prescribe el art. 82º de la Constitución peruana que manda: “supervisar la legalidad de la ejecución del presupuesto del Estado, de las operaciones de la deuda pública y de los actos de las instituciones sujetas a control”.

Técnicamente, es una posibilidad que el personal de los órganos de control no detecte los diversos actos de corrupción por falta de conocimiento y de experiencia -irónicamente- en áreas que demandan especialización; en tal sentido, creo que se descuidó la actualización competitiva y la innovación tecnológica, no se afrontó debidamente la burocratización de funciones y además faltó firmeza con la ejecución de una auditoría integral.

¿Qué medidas puntuales propone como alternativas de solución ante esta coyuntura?

Principalmente, se debe cubrir la totalidad de entidades públicas mediante los órganos de control; asimismo, se tiene que optimizar la competencia del personal de estos órganos en los casos y en los actos de corrupción recurrentes; además, se debe fortalecer las facultades que tiene la Contraloría respecto a la atribución sancionadora administrativa -lo cual se desdice con lo dispuesto en el referido artículo 82º de la Constitución- a fin de no continuar distrayendo su capacidad operativa de fiscalización, evitando también barreras administrativas y la centralización de sus actividades de control.

¿Puede brindarnos cifras que expliquen lo que falta trabajar desde el punto de vista del control interno?

La Contraloría debe brindar atención a más de 3,000 entidades públicas,  de las cuales no son controladas un promedio de 1,500 municipalidades entre provinciales y distritales, sin incluir a 2,534  centros poblados. Esta entidad tiene aproximadamente 140 gerencias y 7,000 trabajadores, número  suficiente  para asumir su responsabilidad, lo que sucede  es que no deben prevalecer solo las acciones de control superficiales como son las acciones simultaneas (control preventivo), sino -reitero- las auditorías integrales.

¿Es cierto que usted fue dos veces candidato a Contralor a propuesta de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos?

Sí, efectivamente y estimo que sería conveniente revisar el proceso de selección y designación a fin de transparentar mejor la elección del Contralor. Por ejemplo, se debe cumplir con la propuesta de la terna -no como fue en este último proceso- y que en el futuro sea el Senado la instancia que lo elija.

En su trayectoria docente ¿Cuál cree que es la parte académica que debe mejorarse para formar mejores auditores?

Veo que la malla curricular en la especialidad de auditoría y control debería comprender la temática vinculada a los casos de corrupción recurrentes en el Estado y en el sector privado, básicamente, con la finalidad de que las nuevas generaciones de profesionales sean formadas con el compromiso social de recuperación de la gestión transparente en el Estado y en todo ámbito, todo ello, según las demandas que exija la sociedad actual. También las Pasantías con crédito académico pueden ser implementadas favorablemente.

¿Cómo podría contribuir la sociedad civil, por ejemplo el Colegio de Contadores, en la lucha contra la corrupción?

Como entidad de la sociedad civil y orden deontológica, el Colegio de Contadores puede proponer a la Contraloría, profesionales con conocimiento y experiencia acreditada en control y auditoría. En los casos donde se observe actos indebidos se debe aplicar estrictamente el código de ética profesional y obviamente las normas que penalizan la acción sobre los miembros del colegiado que resulten implicados. La propia gestión del Decano de la Orden debe ser un modelo de gestión transparente para su debida réplica social.

¿Cuánto influye la formación de la persona en la gestión que pueda realizar dentro del Estado y en todo cargo?

El tema de la persona es fundamental, en este sentido, resultará trascendente promover  valores sucesivamente en todo el trayecto educativo del individuo. Se deben afianzar los contenidos sobre la ética y la moral en la interacción humana, ¿Para qué?, para que el proceso de formación en la escuela, colegios y estudios superiores expresen a través del conocimiento, tecnología e investigación, la construcción de una realidad beneficiosa en lo personal y en lo colectivo.

______

(*) Presidente de la Asociación por la Vida y la Paz Global, ASVIPAZ.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

AfrikaansArabicEnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish