El Minuto

Noticiero

Sandinistas ratifican a Ortega y Murillo como fórmula presidencial

El Minuto | El gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) de Nicaragua ratificó el lunes al presidente Daniel Ortega y a su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, como su fórmula presidencial para las elecciones del 7 de noviembre próximo, tras haber encarcelado a sus siete grandes rivales y a los principales líderes de la oposición.

La candidatura de Ortega, próximo a cumplir 76 años, y Murillo, de 70, fue aprobada por unanimidad por el Congreso Sandinista durante un acto virtual encabezado por la pareja presidencial, y en el que también aprobaron las candidaturas a diputados en la Asamblea Nacional y el Parlamento Centroamericano. Posteriormente, sus representantes legales los inscribieron ante el Consejo Supremo Electoral (CSE).

Ortega, un excomandante que retornó al poder en 2007 tras coordinar una Junta de Gobierno de 1979 a 1984 y presidir por primera vez el país de 1985 a 1990, apuesta a reelección para buscar su quinto mandato, el cuarto de forma consecutiva.

El mandatario se presentará por segunda vez consecutiva en elecciones con su esposa como aspirante a la vicepresidencia, y será su octava candidatura consecutiva desde 1984.

Pese a sanciones

La proclamación de Ortega-Murillo ocurrió horas después de que el Consejo de la Unión Europea sancionara a la vicepresidenta, al hijo de ambos -Juan Carlos Ortega Murillo- y a otros seis funcionarios de su gobierno, por su responsabilidad en las “graves violaciones de los derechos humanos” en el país centroamericano. Con esto suman 14 los allegados a Ortega sancionados por el bloque desde 2019.

Horas antes, varias fuerzas políticas minoritarias inscribieron candidatos ante el Consejo Supremo Electoral (CSE), entre ellas la alianza de derecha Ciudadanos por la Libertad (CxL),  integrada por el excomandante “contra” y empresario Oscar Sobalvarro para presidente y la Miss Nicaragua 2017 Berenice Quezada para vicepresidenta.

Por su parte Daniel Ortega, en un discurso donde repasó la historia nacional desde el siglo antepasado, llamó “terroristas” y “traidores a la patria” a los opositores que respaldaron las protestas de 2018 y que hoy en su mayoría están encarcelados.

“Los perros están aullando, hermanos nicaragüenses, pero aúllan porque estamos caminando”, afirmó parafraseando un pasaje de El Quijote y, refiriéndose a quienes reclaman que abandone el gobierno, dijo: “No, que no se equivoquen, el capitalismo salvaje no se volverá a instaurar jamás en el país”.

Por: EFE

ArabicChinese (Simplified)EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish